Guia Para El Mañanero ¿Qué Esperas Para Intentarlo?

Share:

Ah, el sexo mañanero. Algunos lo evitan, otros no pueden vivir sin él. Y si nunca lo has intentado, ¿qué esperas? ¿Una razón médica? Pues ahí te va: La mejor parte del mañanero es que estás descansada y relajada. La relajación es la base de la excitación y es la excusa perfecta para tener un buen día.

Primero el placer: Las mañanas empiezan lentas para la mayoría, así que el mañanero no debería ser apresurado, ni atlético. Empieza a tocarte a ti misma para excitarte, luego toca, besa y chupa el cuerpo de tu pareja. Una vez que las cosas se vayan calentando, no te atrevas a ir al baño a lavarte los dientes, ¡ni quién se vaya a dar cuenta!

Oral candente: Hay personas que reaccionan negativamente ante la precipitación, pero un poco de juego previo puede ser la clave para el placer de ambos. En este caso recomiendo el sexo oral, pues es un estimulante en pareja que puede excitarlos a ambos, sin mencionar que es cómodo y hasta rápido si lo saben hacer bien.

¿En la regadera? ¿Apurados? Entonces lleven la excitación a la regadera. El sexo en el baño puede despertarlos y darles un toque de sensualidad para empezar el día. Pueden empezar por lavarse, tocarse, besarse y explorar diferentes formas de estimulación. Recuerda, el sexo en la regadera no necesariamente requiere penetración, también puede ser masturbación manual u oral si se puede.

Share:
A %d blogueros les gusta esto: